Enjoy up to 55% Off! Code: JOLLY Ends: 12/5 Details
Apply
  1. Help

El Ratón de campo y el Ratón de ciudad

Hello, you either have JavaScript turned off or an old version of Adobe's Flash Player. Get the latest Flash player.

El Ratón de campo y el Ratón de ciudad - Page Text Content

S: CPR BARRANCO DE POQUEIRA

BC: C.P.R. Barranco de Poqueira Aula de E.Infantil de 3, 4 y 5 años Pampaneira Manuel López y Teresa Argente del Castillo

FC: El raton de campo y el raton de ciudad | Cuento de aula

1: Gracias a Yolanda, mamá de Jesús y Marta, que con mucho esfuerzo y algunos nervios, nos contó este cuento.

2: Abner, el ratón de campo, vive en una granja, lejos de la ciudad. Es muy feliz, porque está en contacto con la naturaleza y eso es lo que más le importa. Mucho más que tener dinero. Todas las mañanas, al salir el sol, Abner sale de su casa y se despereza. Después, va al huerto a trabajar, después se va a podar el seto y a revisar los tomates. Cuando termina el trabajo. Abner coge la caña de pescar y los cebos y se va al río. Lanza el anzuelo y se apoya en un árbol para estar cómodo. De repente, siente una sacudida en el sedal y se despierta sobresaltado. Tira con todas sus fuerzas y saca un gran pez.

3: Anyhali, 4 años

4: Al volver a su casa, el ratón de campo mira en el buzón para ver si tiene alguna carta. <<¡Qué suerte!>>, piensa lleno de alegría. <>. La carta era de su primo Monty, el ratón de ciudad, que iba a hacerle una visita ese mismo día. El ratón de campo, entra corriendo en su casa, nerviosísimo. <<¡No hay tiempo que perder!. Cuando llegue mi primo, la casa tiene que estar limpia y reluciuente!>>. Quita el polvo a los muebles, barre el suelo, friega los platos y prepara la comida.

5: Jesús, 3 años

6: En ese momento, suena un claxon. Su primo, el ratón de ciudad, aparca su espléndido coche deportivo rojo delante de la granja. Después de saludarse, entran en la casa para comer. Durante la comida, Abner le cuenta a Monty que el pescado lo ha pescado él en el río y que las verduras son de su huerto. -Querido primo, no descansas nunca, trabajas demasiado,- dice Monty.- En la ciudad, puedo comer lo que quiera sin mover un dedo.

7: Manu, 5 años

8: Ya metidos en la cama, Monty le propone a Abner que vuelva con él a la ciudad. -¡Buena idea!, será muy agradable- responde el ratón de campo antes de quedarse profundamente dormido. A la mañana siguiente, los dos ratones se suben en el coche, que va a toda velocidad. El ratón de campo, que no está acostumbrado a ir tan deprisa, va muy asustado.

9: Hugo, 4 años

10: Al fin, Monty detiene el coche delante de una lujosa casa. -Ya hemos llegado,-dice-. Bienvenido a la ciudad y a mi casa. Para entrar en la casa, se meten por el buzón de las cartas y van a parar al vestíbulo. De repente, se dirige hacia ellos una maquina que hace un ruido infernal. -¡Socorro, un monstruo!- grita el ratón de campo. -Es el aspirador-, le tranquiliza el ratón de ciudad-. Sígueme, tengo una sorpresa para tí en la otra habitación.

11: Elena, 4 años

12: Monty le lleva hasta una mesa llena de manjares. El ratón de campo se lanza a por un trozo de queso. Después saborea las gambas y el salmón. -Ahora, podemos pasar a los postres-, propone Monty. Sin embargo, cuando se disponen a probar un esponjoso pastel de chocolate, oyen un misterioso gruñido, que les hace temblar de pies a cabeza... Por el borde de la mesa, aparece la enorme cabeza de un gato negro. -¡Sígueme, rápido!-grita Monty. Y en el preciso momento en el que el gato salta encima de la mesa, corren hacia el otro lado y huyen a toda velocidad en dirección a la entrada de la

13: Carmen, 3 años

14: casa del ratón de ciudad. -Aquí estamos seguros- dice Monty. -¡Dios mío!, ¡hemos estado a punto de morir!. ¡En mi vida había pasado tanto miedo como hoy!,-gime Abner temblando. Los dos se sientan en el sofá a descansar y a reponerse de las emociones del día. De pronto, Abner dice a su primo: -Creo que voy a volver a mi casa de campo. En la ciudad pasan cosas demasiado espantosas. Lo siento, pero prefiero irme. Los dos se dan un fuerte abrazo y se despiden. Cuando llega a la granja, el ratón de campo se mete en su cama y se queda profundamente dormido.

15: Marta, 5 años

16: A la mañana siguiente, se despierta con el canto del gallo y sale a respirar aire puro. Después, se ocupa de las verduras que ha plantado y de los animales de la granja. Cuando termina la jornada, se apoya tranquilamente en la valla. Se siente dichoso contemplando la naturaleza y oyendo el canto de los grillos, los pájaros y las ranas. Es tan feliz, que se pone a cantar: -Es mejor vivir pobre y feliz en el campo, que rico y angustiado en la ciudad.

17: Jazmine, 5 años

Sizes: mini|medium|large|gargantuous
Default User
  • By: manolo
  • Joined: about 8 years ago
  • Published Mixbooks: 10
No contributors

About This Mixbook

  • Title: El Ratón de campo y el Ratón de ciudad
  • cuento de aula
  • Tags: cuentos
  • Published: almost 7 years ago

Get up to 50% off
Your first order

Get up to 50% off
Your first order